Y AÚN MÁS…

Y AÚN MÁS…

.

Y AÚN MÁS…

 .

Me excita tu sudor,

que jamás toqué,

me atrae tu olor,

que tan sólo imaginé,

me enloquece tu sabor,

que nunca jamás probé.

.

Pero aún así, de ti

totalmente me enamoré;

me atrajo tu mente,

tu nobleza, tu tristeza,

admiré siempre tu memoria

e inteligencia.

.

Te tenía mucho cariño

y sentía ternura

por ti, ese gran hombre

que a veces parecía niño.

.

Y luego me conquistaste,

como una vez dijiste,

con poesía, música

y la verdad,

desde entonces te amo

y siempre te amaré.

.

Conocía tus defectos,

me los dijiste

sabía de tu pesada carga,

pero anhelaba tus besos

y, sin darme cuenta,

ya estaba totalmente enamorada.

.

.

Y cuando me dijiste que éramos

la perfecta mitad del otro,

el espejo, el complemento,

la verdadera alma gemela,

me di cuenta que era cierto.

.

Tú y yo somos uno,

una misma alma,

reunida para amarse

aunque sea en la distancia.

.

Y así me amaste

y así te amé,

nos amamos antes, ahora y después,

eternamente,

para siempre

y aún más,

cada vez…

*

Silvia

***

Ciudad de México, 26 de octubre, 2017, © Silvia Eugenia Ruiz Bachiller.

11 am.

.***

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando incluyas el enlace al artículo, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo que le sigue, enlaces incluidos.

Imágenes tomadas de internet y/o Pinterest.

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores; y si piensas que en verdad vale la pena,

¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

Seguir a @serunserdeluz