VENECIA REGRESIÓN A UNA VIDA PASADA

VENECIA REGRESIÓN A UNA VIDA PASADA

Hace mucho que no tenía una regresión a una vida pasada guiada por un operador, en este caso fue Danshaggy (Daniel Álvarez, Danny, mi pareja. QEPD) quien me guió, aún siendo espíritu que ya está en Intervidas (el Más Allá), porque todas las noches tenemos largas pláticas él y yo, ya que soy canal y médium.  Anoche, durante nuestra plática, tuve una regresión a una vida pasada en Venecia, él me la dirigió con preguntas y en la mañana la escribí.

Normalmente, antes de una regresión o visualización veo una oscuridad muy densa y luego empiezo a ver imágenes, a veces simbólicas y cuando son regresiones “veo” con ojos cerrados o abiertos una historia, como ver un DVD o Blue Ray.

 

Durante nuestra plática sobre lo hermoso que hubiera sido tener un hijo de él y llevarlo en mi vientre, vi la proa de una góndola (como si yo estuviera adentro de ella), por más que quería yo quitarla, estaba ahí, frente a mí, luego vi una panorámica de Venecia, estando yo dentro de la góndola, en un canal secundario que iba a dar al Gran Canal, por donde iban pasando como en procesión o desfile muchas góndolas muy adornadas.

 .

-¿En qué época estás?

-Creo que es el Siglo XV.

-¿Qué están celebrando?

-No sé, es una fiesta anual en la que desfilan por el Gran Canal las personalidades más importantes de la ciudad, en este momento, frente a la entrada del canal donde estoy, va pasando el Dogo o Dux de la República.

Yo estoy embarazada, llevo un lujoso vestido de brocado dorado y ya se nota el muy avanzado embarazo, estoy de pie, triste enojada y llorando.

-¿Por qué te sientes así, por qué lloras?

-Porque soy la amante oficial del Dux, pero desde que estoy embarazada no puedo dejarme ver por el peligro de que alguien me haga daño por estar embarazada de él, además en los eventos oficiales, él debe presentarse junto a su esposa Giordana, con la que se casó por razones políticas.

-¿Cuántos años tienes?, ¿Desde cuándo eres su amante oficial?

-Tengo como 20 años, soy su amante oficial desde hace 5 años.

-¿Cómo se conocieron? ¿lo amas?

-Lo conocí cuando en un acto político fue a mi barrio, uno muy pobre, de pescadores, mi padre tenía ese oficio; yo estaba con las faldas subidas, sostenidas entre las piernas para no mojarlas, pues tenía los pies en el agua, estaba lavando pescados, agachada, con una blusa blanca escotada, que dejaba ver mis abundantes pechos. Eso fue lo primero que él vio de mi, le llamaron la atención y se acercó a mí. Con su bastón levantó mi cara, pues yo no me había dado cuenta de que estaba frente a mí.

-¿Cómo te llamas, bambina?

Por la impresión Yo casi me caí sentada en el agua lodosa, pues no me había dado cuenta de que él estaba frente a mí.

-Vittoria, signore – dije haciendo un remedo de reverencia, mientras mis faldas caían de entre mis piernas al agua, empapándose en ella.

 .

Tú te reíste de mi desconcierto (sí, tú eras el Dogo y yo la hija del pescador), te diste la vuelta y les hiciste una seña a tus sirvientes, que ya conocían el procedimiento, me llevaron a mí y a mis padres al palacio del Dogo, nos dejaron bañar y nos dieron ropas muy elegantes, para estar presentables cuando tuvieras tiempo para recibirnos, esperamos en el patio del palacio del Dogo o palacio ducal.

 

En la tarde nos hicieron pasar a tu presencia, te dirigiste a mi padre.

 .

 

-Tu hija va a ser mi amante oficial, tú tendrás empleo como jefe de compras de la cocina del palacio, espero hagas bien tu trabajo. Vivirán en la casa que era de mi amante anterior, que desalojé porque me fue infiel. Mientras ustedes se porten como deben, podrán vivir ahí. Visitaré a tu hija cuando así me convenga, debe estar lista para recibirme en cualquier momento.

Pueden retirarse, sólo Vittoria se queda.

Me invitaste a sentarme, me serviste una copa de vino, y empezó el proceso de seducción que duró toda tu vida; me enamoraste con tu manera de tratarme, además de que, como el Dogo que eras, la mayor autoridad de la República, tenías un halo de poder y autoridad, clásico macho alfa, además de ser muy atractivo.

-¿Cómo era yo?

-Alto, 1.90, blanco, de pelo rubio, facciones varoniles y hermosas, una voz profunda, cuerpo musculoso y una mirada seductora, al menos para mí, para los demás era una mirada dura y autoritaria.

-¿Y cómo eras tú?

-Menudita, 1.65 de estatura, piel apiñonada, pelo abundante y muy negro, mis ancestros venían del sur de Italia, los tuyos del norte; tenía yo ojos grandes, color miel, nariz respingada, cintura pequeña y pechos muy abundantes, fue lo primero que notaste cuando me viste por primera vez. Te atraje y luego te enamoraste de mí, llegaste a amarme profundamente.

-¿Tú me amabas?

-Mucho, primero te tenía respeto por tu investidura, luego, te estaba agradecida por cambiar por entero la vida de mi familia, me gustabas, me atraías y por tu trato tan dulce, llegué a amarte profundamente.

-¿Cómo era nuestra relación?

-Muy tierna y también apasionada, al principio y durante 5 años eras salvajemente apasionado, cuando me embarazaste te volviste muy tierno y dulce, querías tenerme entre algodones, pero seguías haciéndome el amor, sólo que ahora ya no eras salvaje, sino tierno.

Ahora que lo pienso, ¡qué felicidad tenerte en mí por 9 meses!, una partecita de ti en mí, dentro de mi cuerpo, todo el tiempo; sentir crecer a ese pedacito tuyo y mío, nuestro, en mi vientre, fue algo maravilloso, ya he tenido hijos tuyos en otras vidas, pero creo que ésa, de Venecia fue la más bonita.

Nuestro amor no era legítimo, sancionado por la ley, pero era inmenso y además no era prohibido, era algo usual, nadie, ni tu esposa lo veía mal, con que guardaras las apariencias establecidas en su contrato, era suficiente; por su parte, ella también tenía amantes, de manera más discreta. Ella no podía concebir, por eso cuando yo quedé embarazada, era la mayor ilusión de tu vida, ¡un hijo!, que aunque no podía heredar el poder sólo por ser tu hijo (pues no había sucesión hereditaria), después de tu muerte podría tenerlo si las condiciones se daban para que lo eligieran y fue educado para ser digno del cargo y por eso, cuando cumplió la mayoría de edad, lo reconociste como hijo legítimo.

Por mi parte, recibía lecciones de música, arpa y piano, me enseñaron a leer y escribir, a disfrutar de la literatura y la poesía, a pintar y a bailar. Era yo una mujer con la que podías platicar y discutir asuntos importantes y la pasabas muy a gusto conmigo. Tu esposa tenía su vida, tú, la tuya.

 

Al principio sólo venías a verme unas 3 veces por semana, después de cenar, luego todos los días y finalmente siempre cenabas en mi casa. Sólo salías del ufficio del palacio, entrabas a tu casa y salías por la puerta falsa para ir a verme.

-¿Siendo el Dogo, tenía yo muchas amantes?

-Antes de mí, te la pasabas en burdeles de alta categoría y en fiestas y bacanales y sí, tenías a las mujeres que querías, eras la máxima autoridad, el macho alfa por excelencia, luego te calmaste un poco con la amante anterior a mí, pero te puso los cuernos y la corriste de tu casa con una bolsa de oro y sus trajes y joyas, luego se volvió prostituta barata.

-¿Y luego?

-Cuando me conociste te encaprichaste conmigo, pero luego fuiste enamorándote, hasta dejar las fiestas y los burdeles, te dedicaste a regir el país y a mí; con tu esposa salías sólo a eventos políticos, pero era la costumbre, nadie salía lastimado.

-A ver, ¿por qué a mi esposa le soliviantaba sus amantes y a mi amante no?

-Esos eran arreglos de cada pareja, además los contratos matrimoniales eran eso, meros contratos; las relaciones de amantes se suponía que eran de amor y fidelidad ¿raro, no? Como sea, te deshiciste de esa amante por haberte sido infiel.

-¿La conocimos en esta vida?

-Sí, también fue tu amante antes de que me conocieras, era N. Algo no aprendió, que se repitió el esquema.

-¿Y mi esposa de entonces, sabes si la conocimos en esta reencarnación?

-Sí, en esta vida de nuevo fue tu esposa, de la que te divorciaste. Algo tenía que arreglar contigo o tú con ella, por eso repitió el esquema. Quizá tú eras el que tenía que aprender algo con ellas.

-¿Algunos otros seres que nos hayamos reencontrado en esta vida?

-Sí, mi papá de entonces, Cándido, es mi media hermana de ahora, MR, nos queremos mucho.

-Mi madre de aquella vida, Paola, que era la que llevaba mi casa, como mi ama de llaves y a quien mi padre ignoraba; en esta vida fue M, mi madrastra (madre de mi media hermana); en aquella vida, ella hacía todo, pero nadie la notaba, en nuestra vida presente se hizo notar mucho en la familia, a mi me tuvo de su sirvienta-esclava en la casa y de empleada sin sueldo en la tienda de mi padre, durante toda mi adolescencia; un buen cobro de karmas (además de otro mucho más fuerte, que yo le debía).

En Venecia, siendo mi madre, Paola también tuvo un amante, uno de los guardias que tú ordenaste me cuidaran, que en esta vida fue mi papá, casado con ella. Son almas gemelas, pero aún no despertaban, no lo sabían, pero sí se amaban.

-Háblame de nuestro hijo.

-Se llamaba Carlo, igual que tú, se parecía mucho a ti, pero en el carácter, más a mí. Lo querías mucho y le dedicabas mucho tiempo, lo disfrutabas, él te adoraba, a veces me daban celos porque él te importaba más que yo, pero yo también lo amaba mucho, aunque él se identificaba más contigo. En esta vida es tu hija A, son almas compañeras muy unidas.

En esa vida en Venecia tú eras mucho mayor que yo, tenías 45 años cuando yo tenía apenas 15, en esta vida yo era mayor que tú, pero en ambas tú te fuiste antes, dejándome sola, sin mi amor sin mi maestro, eso lo repetimos. No vi tu muerte en esa encarnación, ni cómo reaccioné, pero quizá se repitió en esta vida para aprender a superarlo.

Como en otras regresiones (mías y ajenas) veo que algunas situaciones se repiten y otras son opuestas, al parecer cuando se repiten es porque algo no aprendimos y repetimos para superar esas circunstancias y si no lo logramos repetimos una y otra vez.

Cuando en diversas vidas repetimos sucesos, pero de manera opuesta, es decir, el “bueno” de antes ahora es el “malo” o viceversa; la única explicación que encuentro, es que es simple pago de karmas: ojo por ojo y diente por diente

.

PERSONAJES DE ESA VIDA Y DE ESTA ENCARNACIÓN

Venecia, Siglo XV                                     México, Siglo XXI

 

Carlo, el Dogo                                        Daniel, pareja de Silvia

Vittoria, amante del Dogo                  Silvia, pareja de Daniel

Cándido, padre de Vittoria                 MR (media hermana de Silvia)

Paola, madre de Vittoria                     M (madrastra de Silvia)

Carlo hijo del Dogo y Vittoria             A, hija de Daniel

Amante infiel del Dogo                        N amante de Daniel

Giordana, esposa del Dogo                 G ex esposa de Daniel

Guardia, amante de Paola                  C padre de Silvia

***

.

Ojalá ésta sea la primera de muchas regresiones de vidas pasadas donde haya tenido alguna relación con Danny y en las que él me guíe, porque tenerlas sola es menos fácil. Ya  he publicado algunas regresiones a vidas pasadas donde hemos sido pareja:

.

https://aquevineadondevoy.wordpress.com/2016/01/09/regresion-a-una-vida-pasada-en-teotihuacan-sacerdotisa-y-guerrero-jaguar/ 

.

https://aquevineadondevoy.wordpress.com/2017/11/22/regresiones-de-garmin-y-andra-hijos/ 

.

https://aquevineadondevoy.wordpress.com/2016/02/21/regresion-a-una-vida-pasada-en-sumeria-y-una-tragica-historia-de-amor/ 

*

Ciudad de México, 31 de enero, 2018, © Silvia Eugenia Ruiz Bachiller. 5 am.

*

© Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Puedes copiar y publicar este artículo, siempre y cuando incluyas el enlace al artículo, no lo uses con fines comerciales, no lo modifiques, no quites el © ni este último párrafo que le sigue, enlaces incluidos.

***

Imágenes tomadas de internet y Pinterest.

***

¿Te gustó este post? Ponme un comentario y/o un “me gusta” eso me alienta a seguir publicando, es la única recompensa que recibo: el agrado de mis lectores, y si piensas que en verdad vale la pena,

 

¡COMPÁRTELO!

Sígueme en Twitter

 

Seguir a @serunserdeluz

 

Silvia Eugenia Ruiz Bachiller, Autora de “TÚ Y YO SIEMPRE”, novela romántica. La historia de amor de Almas gemelas, su karma, reencarnación y regresiones a vidas pasadas.

tu-y-yo-siempre-novela-romantica

Tú y Yo Siempre

foto Angel Sosa

Puedes adquirirla en

http://tuyyosiempre.yolasite.com/tienda-en-l%C3%ADnea.php

O pídemela directamente a:

serandra2@yahoo.com.mx

 

Anuncios

6 pensamientos en “VENECIA REGRESIÓN A UNA VIDA PASADA

  1. Se supone que yo vivia en Milan y tu en Venecia no lo creo al que si pude conocer creo es a leonardo da vinci por que me pinto lo unico que recuerdo es que era de pelo rojo,creo,y esos gustos siguen en esta vida, me encantan los argentinos que vienen de los italianos y mas que nada por la personalidad los italianos son hombres con mucha carisma, seguridad y fuerza, saben conquistar a las mujeres

    Le gusta a 1 persona

    • Sí, yo sé, tu galán era el “mero, mero” de Milán y el mío, de Venecia, pero no están tan lejos y siendo de tan altas esferas, muy posiblemente se conocían.
      A mí también me encantan los italianos.
      Abrazo de luz

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s